Deudas en un divorcio

Printer-friendly versionPrinter-friendly version
Haga clic en uno de los siguientes temas:

¿Cómo se repartirán nuestras deudas?

Si la deuda está a nombre de los dos, pertenece a los dos. Si la deuda está a nombre de uno solo, seguirá siendo una deuda conyugal, y los dos serán responsables por pagarla, si:

  • La deuda se adquirió durante su matrimonio, y
  • La deuda fue por un propósito conyugal. (Una deuda que no es por un propósito conyugal es aquélla que beneficia a sólo uno de los cónyuges. Es posible que tenga que probarlo ante la corte.)

Las deudas que están a nombre de uno de los cónyuges solamente y fueron adquiridas antes del matrimonio, pertenecen sólo a ese cónyuge.

[ Principio de la página ]

¿Qué pasa con las deudas adquiridas después de la separación pero antes de que se finalice el divorcio?

Las deudas adquiridas después de la fecha establecida de separación en general pertenecen a las personas que las adquirieron. Pero si las deudas fueron por un gasto necesario, como atención médica o alimentos para los niños, y el cónyuge que adquirió las deudas no las puede pagar, el otro cónyuge puede ser responsable, si las puede pagar.

Si está preocupado por las deudas de su cónyuge, lo mejor es solicitar un divorcio y llegar a un acuerdo sobre el reparto de las deudas lo antes posible (aunque no se hayan puesto de acuerdo en otros asuntos del divorcio, como manutención o custodia). Puede pedirle a la corte que lo exima de responsabilidad por las deudas de su cónyuge, o por cualquier medida tomada por un acreedor.

Si hay deudas que se tienen que pagar durante el caso de divorcio, puede pedirle a la corte que dicte una orden diciendo quién es responsable por pagarlas hasta que se finalice el divorcio.

[ Principio de la página ]

¿Puede tratar de cobrarme un acreedor por las deudas de mi cónyuge?

Sí, si... Usted y su cónyuge firmaron la deuda, aunque haya sido por algo que sólo usó uno de ustedes, como un carro. En ese caso, es una deuda conjunta, no sólo de su cónyuge.
       
No, si... Sólo su cónyuge firmó la deuda. Esa deuda es un contrato entre el cónyuge que la adquirió y el acreedor. Pero el acreedor igual puede tratar de cobrarle la deuda a usted. En ese caso, lo mejor es hablar con un abogado.

[ Principio de la página ]

¿Qué pasa si mi cónyuge aceptó pagar una deuda como parte del divorcio, pero no la paga?

Si ambos firmaron por la deuda, aunque su orden de divorcio diga que su cónyuge la tenía que pagar, el acreedor lo puede seguir haciendo responsable del pago. Puede tratar de mostrarle al acreedor su orden de divorcio, pero probablemente no conseguirá que deje de tratar de cobrarle.

Si no firmó por la deuda, dígale al acreedor que la deuda es un contrato con su ex cónyuge, no con usted.

Si el acreedor lo demanda, usted puede pedir a la corte que incluya a su ex cónyuge en el juicio. También puede volver a la corte de divorcio y pedir que declare a su ex cónyuge en desacato, y le ordene el reembolso de lo que pagó. Un abogado lo puede ayudar a hacerlo.

[ Principio de la página ]

¿Una corte puede cambiar una orden de distribución de bienes o deudas después de que se finalice el divorcio?

Sólo en ciertas circunstancias, como por ejemplo si:

  • La corte cometió un error con los hechos de su caso,
  • Se descubrieron pruebas nuevas después de que finalizó el caso, o
  • Alguien le mintió a la corte, pero no lo descubrió hasta después de la audiencia.

Es muy raro que una corte cambie una orden de distribución de bienes o deudas después de que el divorcio haya finalizado. Si cree que hay un error en su orden, u otra situación que permitiría que la corte cambie la orden, consulte inmediatamente con un abogado.

[ Principio de la página ]


Revisado en marzo de 2009